Camas Geriátricas para Mayores y Movilidad Reducida

Las camas geriátricas son esenciales para proporcionar confort y seguridad a las personas mayores o con movilidad reducida. En nuestra tienda, encontrarás una variedad de camas geriátricas diseñadas para mejorar la calidad de vida de los usuarios y facilitar el trabajo de los cuidadores. Explora nuestras opciones para encontrar la cama geriátrica que mejor se adapte a tus necesidades y presupuesto.

Camas Geriátricas

Camas Geriátricas con Patas – La Opción Más Económica

Las camas geriátricas con patas son una opción robusta y estable para aquellos que buscan una cama con todas las características de seguridad y confort necesarias a un precio accesible. Estas camas permiten un fácil acceso y salida, proporcionando un soporte firme y duradero. Además, opcionalmente cuentan con patas de ajuste manual para mejorar la accesibilidad de los ancianos.

Camas Geriátricas Elevables – La Mejor Opción para el Cuidado

Las camas geriátricas elevables ofrecen la máxima flexibilidad y comodidad, permitiendo ajustar la altura y la inclinación del colchón mediante un mando a distancia. Estas camas son ideales para aquellos que requieren ayuda para levantarse y acostarse, mejorando significativamente la accesibilidad y facilitando el cuidado de los mayores.

Ventajas de Nuestras Camas Geriátricas

Elegir la cama geriátrica adecuada es crucial para garantizar el bienestar y la seguridad de los ancianos. Nuestras camas están diseñadas con materiales de alta calidad y tecnología avanzada para proporcionar el máximo confort y durabilidad.

Principales beneficios:

  • Confort superior: Ajustes personalizables y variedad de medidas.
  • Máxima seguridad: Diferentes tipos de barandillas geriátricas y protecciones contra golpes y caídas.
  • Facilidad de uso: Nuestras Camas Geriátricas permiten ajustar sus diferentes posturas desde un mando con cable y opción inalámbrica.
  • Ergonomía óptima: Configuración de 4 planos y 3 articulaciones para un soporte adecuado del cuerpo.

Preguntas Frecuentes sobre Camas Geriátricas

¿Qué diferencia hay entre una cama geriátrica con patas y una elevable?

Las camas geriátricas con patas tienen una altura fija con opciones de ajuste manual. En cambio, las camas geriátricas elevables permiten ajustar la altura y la inclinación electrónicamente mediante un mando a distancia, mejorando la accesibilidad y facilitando el proceso de levantarse y acostarse.

¿Cómo elijo la cama geriátrica adecuada para mis necesidades?

Depende de las necesidades específicas del usuario. Si el usuario necesita ajustes frecuentes en la altura o inclinación y mayor accesibilidad, una cama elevable es la mejor opción. Si busca una opción más económica y robusta, una cama con patas puede ser suficiente. A continuación, se detallan las preguntas clave y los aspectos a tener en cuenta:

¿El usuario se acuesta por sus propios medios o con ayuda?

  • Si el usuario se acuesta con ayuda (por ejemplo, con una grúa ortopédica): En este caso, el tipo de cama geriátrica (con patas o elevable) puede no ser tan crucial, ya que la asistencia proporcionada por la grúa facilita el proceso de levantarlo y acostarlo.
  • Si el usuario se acuesta por sí solo: Es importante considerar los siguientes factores:
    • Estatura del usuario: Para personas muy bajas, es crucial revisar la altura mínima de la cama junto con el grosor del colchón. Esto asegura que la altura total sea adecuada para que el usuario pueda entrar y salir de la cama con facilidad. Una cama demasiado alta puede ser difícil de acceder, mientras que una cama demasiado baja puede ser incómoda.
    • Accesibilidad y facilidad de ajuste: Las camas geriátricas elevables son preferibles si el usuario necesita ajustar la altura de la cama con frecuencia. Estas camas permiten personalizar la posición del colchón para mayor comodidad y seguridad.
    • Elementos de seguridad: Independientemente del tipo de cama, siempre se deben considerar las barandillas para cama y otros dispositivos que puedan prevenir accidentes y caídas.

¿El usuario tiene algún problema mental como Alzheimer o demencia?

  • En estos casos, es aconsejable optar por una cama con una altura mínima muy baja para minimizar el riesgo de caídas. Además, es esencial instalar elementos de seguridad como barandillas laterales o colocar un colchón en el suelo para amortiguar posibles caídas.

¿Cuál es el peso del usuario?

  • Es fundamental asegurarse de que la cama geriátrica soporte ampliamente el peso del usuario. Verifica la capacidad máxima de peso de la cama para evitar cualquier riesgo de rotura.

Consejos adicionales:

  • Consulta con un profesional en equipos de descanso geriátrico antes de tomar una decisión final.
  • Revisa las especificaciones técnicas de la cama geriátrica, como la capacidad de peso, las dimensiones y las características de ajuste.
  • Considera el espacio disponible en la habitación para asegurarte de que la cama se ajuste adecuadamente sin obstrucciones. Es primordial que la habitación sea accesible sin obstáculos innecesarios.

Para explorar más opciones y detalles sobre las camas geriátricas, visita nuestro catálogo de Camas Articuladas.

Técnicos en Descanso Geriátrico

Si tienes alguna duda o necesitas ayuda para elegir la cama geriátrica que mejor se adapte a tus necesidades, no dudes en contactarnos. Nuestro equipo de técnicos está aquí para ayudarte.

5/5 - (11 votos)
Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00
Tu Cesta